jueves 29 de marzo 2018

El oso tibetano que se dio su primer baño luego de 15 años “preso”

Joy fue llevado a un santuario luego de pasar más de una década en errado en una jaula.

Al nacer el oso tibetano Joy fue vendido como mascota a una familia en Tailandia. En un comienzo todo iba bien, pero al crecer, no pudieron controlarlo y decidieron mantenerlo en una jaula.

Así lo tuvieron por un periodo de 15 años hasta que se dieron cuenta que no podían darle una vida tan miserable. Ahí decidieron dar aviso a la Wildlife Friends Foundation Thailand (WFFT), una ONG tailandesa que se dedica a rescatar, rehabilitar y proporcionar asistencia médica a los animales salvajes de este país del Sudeste Asiático.

Joy fue trasladado a un santuario que reúne las condiciones necesarias para cualquier oso tibetano. Ahí Joy por fin pudo darse un baño, luego de años de estar enjaulado, según cuenta Clarin.

Lamentablemente el caso de Joy no es aislado, ya que en Tailandia y otros países del Sudeste Asiático estos animales son encerrados en granjas donde les perforan el vientre hasta la vesícula para extraerles la bilis.

Según la medicina china la bilis de estos osos sirve para curar dolencias de hígado, la fiebre o la inflamación de las articulaciones. Esto ha generado un verdadero negocio en torno a los osos tibetanos, ya que el kilo de bilis se vende en el mercado negro a unos 530 euros y un ejemplar puede valer hasta 2.500 euros.

Fotos: Captura de video/Shutterstock

pixel

entretenimiento,espectaculos,noticias
felipe-avendano
el-oso-tibetano-que-se-dio-su-primer-bano-luego-de-15-anos-preso
nedmedia

//

Cerrar