lunes 08 de agosto 2016

El fraude en la inauguración de las Olimpiadas de Barcelona ’92 que seguramente ignorabas

El encendido del pebetero de Barcelona 92, por parte del arquero español Antonio Rebollo Liñán, es uno de los más recordados de la historia.

Uno de los instantes más memorables de la inauguración de unos Juegos Olímpicos es, sin duda, el encendido del pebetero, él que contendrá las llamas que dan vida a esta cita deportiva.

El encargado de esta importante misión en las actuales olimpiadas de Río 2016 fue el ex maratonista brasileño de 43 años, Vanderlei Cordeiro de Lima, quien en los juegos de Atenas 2004 fue privado del oro tras ser atacado por un fanático mientras lideraba la competencia. A pesar de este hecho el deportista logró terminar la carrera, con claros signos de dolor y cansancio, obteniendo la medalla de bronce.

Pero este relevante hito de inauguración nos hace recordar uno de las maniobras más espectaculares registrados en este tipo de ceremonia.

Logo de Barcelona 92

Nos remontamos a los Juegos Olímpicos desarrollados en Barcelona el año 1992, cuando el encargado de cumplir con este rito fue el el arquero español, Antonio Rebollo Liñán quien con una flecha en llamas logró encender el pebetero.

liñan

Tras 24 años creyendo en este mágico momento, al parecer todo fue un fraude, ya que la flecha nunca llegó a destino, sino que pasó de largo. Así quedó registrado en una grabación que captó el momento desde las afueras del estadio y que se da a conocer dos décadas después.

encendida

A pesar de esto, el pebetero se encendió de igual manera gracias a la tecnología aplicada en él.

Aquí el video que muestra cómo la flecha sale del estadio.

¿Qué piensas sobre este engaño? Cuéntanos en los comentarios.

Fotografía: Capturas YouTube

Cerrar