lunes 01 de junio 2020

Celebramos el Día del Árbol plantando amor y justicia en la colonia Nueva España

Un árbol sembrado por niño rehabilitado, así celebramos un día trascendental para el calendario de los hondureños y también de Árboles de Justicia.

Este fin de semana unos 15 voluntarios acompañados del Presidente de la Junta Directiva de Árboles de Justicia, Noé Banegas, estuvieron presentes en una zona de la capital donde se encuentran varios infantes en situación de riesgo social.

Losvoluntarios visitaron la casa de uno de los pequeños que forma parte de su programa y quien plantó un árbol de arándanos en su casa, a la que se ha reintegrado, tras estar viviendo una temporada en la calle.

Con mucho entusiasmo el pequeño no dudo en plantar su propio, “Árbol de Justicia”, en el patio de su hogar. El objetivo es que ahora como parte rehabilitada del programa y con el apoyo de DINAF, pueda entender a través del crecimiento de este árbol que estará a su cuidado, el proceso que significa para Árboles de Justicia él y otros menores a quienes anhelamos ver rehabilitados y por los que oramos y estamos atentos a diario.

Además también Árboles de Justicia continuó con su programa para ayudar en esta situación de pandemia, y gracias a los donantes, entregando alimento a 300 niños y niñas, víveres y otros productos de necesidad y lo más importante orar y llevarles la palabra de Dios para sus vidas y la de sus familias.

Reiterando el agradecimiento a voluntarios, donantes también extendemos el mismo para la Policía Comunitaria quienes nos acompañaron y estuvieron presentes durante el recorrido en Nueva España. Recuerda que tú puedes ser parte de estas jornadas solidarias, como donante o voluntario, no te olvides de descargar la aplicación Árboles de Justicia en Google Play o App Store.

"Tú donas nosotros entregamos". La emergencia por el Covid-19 quizá no nos permita salir a todos de casa, pero en Árboles de Justicia estan conscientes. por ello queremos que conozcas más de su aplicación, la descargues, te registres y conozcas los casos para poder ayudar y plantar así tu propio acto de fe y justicia.

 

Cerrar